Cuando la mentira es la única salida de un famoso
  1. Celebrities
  2. Malas Lenguas
Gema López

Malas Lenguas

Por
Gema López

Cuando la mentira es la única salida de un famoso

En la misma semana en la ha que ha fallecido Sara Montiel, Francisco Rivera ha anunciado su boda y Julián Muñoz la ha vuelto a liar

Foto: Cuando la mentira es la única salida de un famoso
Cuando la mentira es la única salida de un famoso

En la misma semana en la ha que ha fallecido Sara Montiel, Francisco Rivera ha anunciado su boda y Julián Muñoz la ha vuelto a liar ante un micrófono, me siento a escribir este blog con una mezcla de pena y satisfacción. Que el tiempo termine por dar la razón a cualquier periodista, por más que se hayan empeñado en negarle públicamente sus protagonistas, normalmente es motivo de alegría. Sin embargo, en el caso de ‘Saritísima’, me queda el sinsabor de las últimas declaraciones que hizo, en las que se dirigía a mí, afirmando aquello de: “la muerta te saluda”. Cuando en el mes de noviembre escribí un artículo sobre la salud de Saraen el que, de manera respetuosa, hablaba del ocaso de su vida y de sus problemas financieros, nunca imaginé que aquellas líneas le hiciesen tanto daño. La diva aprovechó entonces para salir de su aislamiento y arremeter contra mí, con  un gran sentido del humor.

Conocí a Sara hace muchos años y varias veces nos enfrentamos en un plató. Sin embargo, había algo en ella que me provocaba simpatía. Quizá fuese  esa manera suya  de salir de los embrollos que ella misma se fabricaba, popularizando aquello de “¡pero qué invento es esto!”, cuando el invento era ella misma. Por eso, cuando el pasado lunes me llamaron para decirme que había fallecido, no puede evitar sentir cierta tristeza. Mis malos augurios se cumplían, pero lamentablemente no eran para su bien, ni probablemente para el mío.

Algo muy diferente fue lo que me sucedió cuando oí que Fran Rivera se casaba. Cuando terminaron los conflictos entre el ex torero y Eugenia Martínez de Irujo por la custodia de Cayetana, escribí  que Fran retomaría  sus planes de boda con Lourdes, la última de las novias que el mayor de los hermanos Rivera ha ido coleccionando desde que Eugenia le dijo: “Ahí te quedas, guapo”. Cuarenta y ocho horas bastaron para que,  el que un día fue yerno de la Duquesa de Alba, lo negara. No han sido necesarios más que dos meses y una crisis entre ellos para que sepamos hasta la fecha del enlace. Así es el hijo de Carmina: pura contradicción en las declaraciones a pie de calle y pura contradicción en su relación con la prensa. “No vendo mi vida, pero escribo mis memorias en ¡Hola!”. De casta le viene al galgo y este galgo tiende a dejar en evidencia a los informadores, aunque el tiempo siempre juegue a nuestro favor.

Al tiempo que conozco estas noticias, pongo la tele y veo que el ‘monstruo’ ha vuelto a rugir. Tras meses defenestrado y alejado de las cámaras que solo se han acordado de él para recoger su imagen subiendo las escaleras del patíbulo camino de un infierno que el mismo se buscó, 'Cachuli' la ha vuelto a liar. Nervioso ante la sentencia que le podrá conducir directamente a la cárcel, Julián ha repartido improperios a diestro y siniestro, como en la etapa en la que, creyéndose el dueño de su feudo de corruptela, se acordaba de los padres de los reporteros que le preguntaban por sus amoríos con la tonadillera. Julián mintió y el tiempo demostró que el que  un día fue camarero de pantalón de cuello alto, se había llevado algo más que la calderilla del bote dominical.

Así son ellos: capaces de negar la evidencia aún a sabiendas que un día sus palabras se volverán en su contra y que algún periodista con mala lengua y memoria privilegiada se encargará de recordárselo.